Hoy me toca despedirme

Hoy me toca despedirme. Pasaron 10 años desde que asumí como Diputado y me voy con la satisfacción de haber dado todo de mí. Han pasado tantas cosas que estoy arrepentido de no haber llevado un diario y poder escribir todas esas vivencias algún día.

En fin, voy a tratar de ser breve y decirles que me voy satisfecho, porque no es poca cosa ser el legislador con mayor producción legislativa y ser el congresista que más gente ha recibido en estos 10 años. Pero no quiero gastar líneas hablando de mí, sino más bien agradecer a mi familia, a mi entorno íntimo y a mis amigos por soportar todo lo que soportaron y, a mis hijos decirles que los amo con todo mi corazón.

Agradecer a los dirigentes del Glorioso Partido Colorado que confiaron en mi gestión, y sobre todo a los ciudadanos que me dieron su confianza, y como olvidar a todo mi equipo de trabajo por aguantarme todo este tiempo, por aguantarme en las buenas y en las malas. Agradecer a los funcionarios de la Cámara que siempre estuvieron ahí cuando solicitábamos su ayuda, a los miembros de la prensa que me ayudaron a dar a conocer de nuestros proyectos, en fin agradecer a todos los que en algún momentos estuvieron a mi lado estirando este carro.

Para finalizar decirles que me voy tranquilo, y sobre todo con la conciencia limpia.

Nos equivocamos muchas veces como cualquier ser humano, pero en el balance general lo bueno fue muy superior a los errores cometidos, y eso es lo más importante.

Vendrán nuevos desafíos y aceptaremos los mismos !!!